Una Pregunta de Dios Para…

Dios_pregunta

Una Pregunta de Dios Para

 

“¿No está aún la simiente en el granero? Ni la vid, ni la higuera, ni el granado, ni el árbol de olivo ha florecido todavía; mas desde este día os bendeciré” (Hageo 2:19)

 

Esta es una pregunta de Dios… estoy preparando una serie sobre las preguntas de Dios… las preguntas nos dan mucha información, cuando alguien hace un pregunta tiene un objetivo, hay diferentes tipos de preguntas, cuando una persona hace preguntas es porque espera una respuesta, ahora bien;  hay muchas personas que hacen preguntas que no son sinceras, son preguntas que tienen el único objetivo de perjudicar a otras personas; los seguidores de Cristo únicamente deben usar las preguntas  con el único objetivo de ayudar y bendecir al prójimo; sin embargo,  cuando analizamos las preguntas de Dios, él nos revela más de su inigualable amor, de su bondad y paciencia. En este día, Dios nos hace una pregunta  y nos da una bendición es una promesa poderosa que puede bendecir nuestro ministerio, nuestra familia, nuestra vida… “¿No está aún la simiente en el granero? Ni la vid, ni la higuera, ni el granado, ni el árbol de olivo ha florecido todavía; mas desde este día os bendeciré” (Hageo 2:19) ahora, si miras bien el versículo 18 te darás cuenta con prontitud que Dios promete bendecirte rápidamente si colaboras con su causa… mira lo que dice la Biblia, “Meditad, pues, en vuestro corazón, desde este día en adelante, desde el día veinticuatro del noveno mes, desde el día que se echó el cimiento del templo de Jehová; meditad, pues, en vuestro corazón” (Hageo 2:18). y es interesante la palabra con que se inicia el versículo 18, él dice “Meditad” y la vuelve a repetir en ese mismo versículo y no solo eso, también esa misma palabra aparece en el versículo 15, “Ahora, pues, meditad en vuestro corazón desde este día en adelante, antes que pongan piedra sobre piedra en el templo de Jehová” (Hageo 2:15) mis amigos cuando Dios repite una palabra dos o tres veces, es porque es un mensaje sumamente importante para nuestra vida, amigos es de crucial importancia aprender a meditar en las cosas de Dios, en la actualidad es un poco complicado tomar el tiempo para meditar.., en este siglo XX1, con todos los grandes avances en todas las áreas, casi no tenemos tiempo para meditar en las cosas de Dios, y mucho menos en esta era de la información, internet, Facebook, correos electrónicos, las personas están sobrecargadas de tantas información, y no hay tiempo para meditar en las cosas de Dios, toda publicidad que recibimos, todas las comerciantes tratando de vendernos, tratando de seducirnos, y en estos últimos días, los comerciantes están usando tácticas psicológicas depredadoras, como lo son los dispositivos psicológicos, que hacen que tu mente no descanse hasta que compres sus productos… amigos la realidad es que no tenemos tiempo para meditar en las Palabras de Dios.. El gran desafío es aprender a meditar todas mañanas, a la primera hora del día, o incluso cuando te acuestas hazlo pensando en un versículo de la Palabra de Dios, no descuides las oportunidades que tienes para hacer de la Palabra de Dios el centro de tu vida… ahora como estamos  conversando…

 

“Desde este día os bendeciré”

 

Dios promete bendecirte rápidamente si dedicas tiempo en avanzar su reino en este mundo… “desde el día que se echó el cimiento del templo de Jehová”. Amigos no tengas miedo de iniciar algún proyecto para Dios, no tengas miedo de intentar grandes cosas para el avance de su reino… el promete bendecirte desde el primer día, el día que empiezas un proyecto para avanzar su reino, una bendición caerá en tu vida…” “¿No está aún la simiente en el granero? Ni la vid, ni la higuera, ni el granado, ni el árbol de olivo ha florecido todavía; mas desde este día os bendeciré” (Hageo 2:19) así es amigo, necesitas iniciar es proyecto que él te dijo hace mucho tiempo. sabes una cosa, te lo digo por mi experiencia, los seres humanos, la mayoría de los seres humanos, tenemos muchas ideas, proyectos, planes de vida, pero no hacemos nada, no iniciamos absolutamente nada, el tiempo pasa y no iniciamos, y cuando llegamos a los últimos días de nuestra vida, dicen los investigadores del comportamiento humano que nos arrepentimos de no haber iniciado esos grandes proyectos que teníamos… tal vez en estos momentos estoy escribiendo para alguien, que sonó con ser misionero, servir a Dios, pero por esas cosas de la vida nunca pudiste lograr ese sueño, mi amigo tengo buenas para ti… muy pronto estaré lanzando el primer sistema en internet que te muestra los pasos necesarios para servir de misionero en cualquier parte de este planeta, las herramientas que voy a presentar en ese proyecto, te mostraran que no necesitas viajar al país en la cual quieres servir a Dios, también mostrara las tácticas y estrategias para encontrar personas interesadas en los temas de la Biblia, incluso si no sabes nada de computadoras y tecnología web. Así es amigo, Dios desea que  iniciemos proyectos e ideas que hagan avanzar el reino de Dios en este mundo… y nos promete que desde el primer día que iniciamos tendrá una bendición para nuestra vida, nuestro ministerio… Dios te siga bendiciendo…