22 – REVELACIONES DEL APOCALPSIS – FACIL DE COMPRENDER

22

 

 ¿Cómo Puedo Entrar

En La Santa Ciudad?

 

 

En hebreos 11:16 dice que Dios ha preparado una ciudad para sus fieles y en Apocalipsis 3:12 se nos revela su nombre: Nueva Jerusalén. Esta descenderá a la tierra al final del milenio (Apocalipsis 21: 2, 10; Zacarías 14: 1, 4, 5, 10).

 

Tratar de imaginar lo que será habitar en la Nueva Jerusalén en un verdadero desafío a la imaginación. Pero esa ciudad es real. Nuestro Señor  Jesucristo prometió un lugar para cada creyente fiel cuando dijo: “No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí, en la casa de mi Padre muchas moradas hay; si así no fuera yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros. Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez y os tomaré a mí mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis” (Juan 14: 1-3).

 

San Pablo, que tuvo varias visiones (2 Corintios 12: 1-5), también dice: “Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, ni han subido en corazón de hombre, son las que Dios ha preparado para los que le aman” (1 Corintios 2: 9). El sólo hecho de pensar que “no entrará en ella ninguna cosa inmunda, o que hace abominación y mentira” (Apocalipsis 21: 27) ya habla de un ambiente que ansiamos aunque nos resulta inusual.

 

Muchos No Tendrán Derecho

A Entrar

 

1. ¿Quiénes no podrán entraren la santa ciudad? Apocalipsis 13:1,8; 14:9,10; 20:15

Me paré sobre la arena del mar, y vi subir del mar una bestia que tenía siete cabezas y diez cuernos; y en sus cuernos diez diademas; y sobre sus cabezas, un nombre blasfemo. Y la adoraron todos los moradores de la tierra cuyos nombres no estaban escritos en el libro de la vida del Cordero que fue inmolado desde el principio del mundo”. (Apocalipsis 13:1,8)

Y el tercer ángel los siguió, diciendo a gran voz: Si alguno adora a la bestia y a su imagen, y recibe la marca en su frente o en su mano, él también beberá del vino de la ira de Dios, que ha sido vaciado puro en el cáliz de su ira; y será atormentado con fuego y azufre delante de los santos ángeles y del Cordero”. (Apocalipsis 14:9,10)

Y el que no se halló inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego”. (Apocalipsis 20:15)

 

 

2. ¿Quiénes más son mencionados como descalificados para entrar en la santa ciudad? Apocalipsis 21: 8; 22:15; 1 Corintios 6: 9-11

Pero los cobardes e incrédulos, los abominables y homicidas, los fornicarios y hechiceros, los idólatras y todos los mentirosos tendrán su parte en el lago que arde con fuego y azufre, que es la muerte segunda”. (Apocalipsis 21:8)

Más los perros estarán fuera, y los hechiceros, los fornicarios, los homicidas, los idólatras, y todo aquel que ama y hace mentira”. (Apocalipsis 22:15)

“¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores, heredarán el reino de Dios. Y esto erais algunos; mas ya habéis sido lavados, ya habéis sido santificados, ya habéis sido justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios”. (1 Corintios 6:9-11)

 

En estos versículos se enumeran a aquellos que no renunciaron al pecado en sus diversas formas.

 

Quienes Tendrán Acceso

A La Santa Ciudad

 

San Juan vio que en la Santa Ciudad estaría el árbol de la vida (Apocalipsis 22:1, 2). También se le mostró que el Señor hará de esa ciudad su morada (22: 3) y que “enjugará Dios toda lágrima y ya no habrá más muerte, ni habrá más llanto, ni clamor ni dolor; porque las primeras cosas pasaron” (Apocalipsis 21: 4). (Otras emocionantes descripciones de vida eterna planeadas por Dios las encontramos en 2 Pedro 3: 13; Isaías 65: 17, 21, 22, 25; 35: 1, 5, 6; 11:6; 33:24; 60: 18).

 

3. Según la revelación bíblica, ¿quiénes entrarán en la santa ciudad de Dios? Apocalipsis 22:14; 7:14; 15:2-4; 2:7; 2:10

Bienaventurados los que lavan sus ropas, para tener derecho al árbol de la vida, y para entrar por las puertas en la ciudad”. (Apocalipsis 22:14)

Yo le dije: Señor, tú lo sabes. Y él me dijo: Estos son los que han salido de la gran tribulación, y han lavado sus ropas, y las han emblanquecido en la sangre del Cordero”. (Apocalipsis 7:14)

Vi también como un mar de vidrio mezclado con fuego; y a los que habían alcanzado la victoria sobre la bestia y su imagen, y su marca y el número de su nombre, en pie sobre el mar de vidrio, con las arpas de Dios. Y cantan el cántico de Moisés siervo de Dios, y el cántico del Cordero, diciendo: Grandes y maravillosas son tus obras, Señor Dios Todopoderoso; justos y verdaderos son tus caminos, Rey de los santos. ¿Quién no te temerá, oh Señor, y glorificará tu nombre? pues sólo tú eres santo; por lo cual todas las naciones vendrán y te adorarán, porque tus juicios se han manifestado”. (Apocalipsis 15:2-4)

El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. Al que venciere, le daré a comer del árbol de la vida, el cual está en medio del paraíso de Dios”. (Apocalipsis 2:7)

No temas en nada lo que vas a padecer. He aquí, el diablo echará a algunos de vosotros en la cárcel, para que seáis probados, y tendréis tribulación por diez días. Sé fiel hasta la muerte, y yo te daré la corona de la vida”. (Apocalipsis 2:10)

 

4. ¿Qué otros requisitos presenta nuestro Señor Jesucristo a aquellos que deseamos entrar en el reino de los cielos? Juan 3: 3, 5; Marcos 16:15, 16

Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios. Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios”. (Juan 3:3,5)

Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado”. (Marcos 16:15,16)

 

NOTA:

Nacer del espíritu se refiere a la conversión operada por Cristo cuando nos entregamos a Él; al cambio de vida, así como es descrita en Colosenses 3, en Efesios 4: 22-5: 20, y en tantos otros hermosos pasajes de las Sagradas Escrituras. Pero sobre todo a la transformación operada por Cristo quien nos da fuerzas (Filipenses 4:13) para vivir la ética cristiana expresada en los 10 mandamientos (Apocalipsis 14: 12).

 

Nacer del agua se refiere al  bautismo, así como Nuestro Señor Jesucristo fue bautizado por Juan el Bautista en el río Jordán. Fue establecido por nuestro Señor (Mateo 28: 18, 19) y sólo es válido cuando se lo hace como manda la Santa Biblia (Efesios 4: 5).

 

Como Es El Bautismo

Del Cual Dios Habla

En La Santa Biblia

 

5. ¿Qué requisitos previos al bautismo demuestran que debe administrarse a personas conscientes y no a bebitos?

 

a. Marcos 16: 16: Aquel que va a ser bautizado debe creer

El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado“. (Marcos 16:16)

 

b. Mateo 28:19: Para ser bautizado debe ser hecho discípulo (o sea, colocado en discipulado o disciplina; adoctrinado).

Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo“. (Mateo 28:19)

 

c. Hechos 2:37, 38: Deben arrepentirse y bautizarse para el perdón de los pecados.

Al oír esto, se compungieron de corazón, y dijeron a Pedro y a los otros apóstoles: Varones hermanos, ¿qué haremos? Pedro les dijo: Arrepentíos, y bautícese cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados; y recibiréis el don del Espíritu Santo“. (Hechos 2:37,37)

 

NOTA:

Nuestro  Señor Jesucristo nos dejó el ejemplo. Él fue a Juan al Jordán y pidió por sí mismo el bautismo (Mateo 3:13-17). “Entonces Jesús vino de Galilea a Juan al Jordán, para ser bautizado por él. Mas Juan se le oponía, diciendo: Yo necesito ser bautizado por ti, ¿y tú vienes a mí? Pero Jesús le respondió: Deja ahora, porque así conviene que cumplamos toda justicia. Entonces le dejó. Y Jesús, después que fue bautizado, subió luego del agua; y he aquí cielos le fueron abiertos, y vio al Espíritu de Dios que descendía como paloma, y venía sobre él. Y hubo una voz de los cielos, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia”. (Mateo 3:13 – 17) La costumbre de que los padrinos asuman la responsabilidad en lugar de un niñito que no sabe lo que está ocurriendo no es bíblica y carece de valor (véase Romanos 14: 12, “De manera que cada uno de nosotros dará a Dios cuenta de sí”. (Romanos 14:12); Ezequiel 18: 20, “El alma que pecare, esa morirá; el hijo no llevará el pecado del padre, ni el padre llevará el pecado del hijo; la justicia del justo será sobre él, y la impiedad del impío será sobre él”. (Ezequiel 18:20). Dios no tiene problemas con el bebito que todavía no ha hecho nada malo (Mateo 19: 14), “Pero Jesús dijo: Dejad a los niños venir a mí, y no se lo impidáis; porque de los tales es el reino de los cielos”. (Mateo 19:14) sino con los que hemos utilizado mal el libre albedrío (Lucas 6: 46) “¿Por qué me llamáis, Señor, Señor, y no hacéis lo que yo digo?”. (Lucas 6:46)

 

 

6. ¿Qué instrucción de San Pablo a la iglesia de Roma demuestra que el bautismo que Dios pide debe ser por inmersión? Romanos 6:4

Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva“. (Romanos 6:4)

NOTA:

En un comentario a pie de plana en la Biblia de Jerusalén (Biblia oficial de la iglesia católica) dice que el sentido etimológico de la palabra bautizar es sumergir. Por eso es que la Santa Biblia dice que “Juan bautizaba también en Enón, junto a Salim porque había allí muchas aguas” (Juan 3: 23). Tal vez usted se esté preguntando: ¿Por qué es tan importante que sea por inmersión? Hay por lo menos dos razones importantes: 1) Porque así lo ha establecido Dios (y eso ya debiera sernos suficiente razón para aceptarlo y respetarlo); 2) Por el profundo simbolismo que tiene el bautismo en el plan de salvación establecido por Dios.

 

7. ¿Qué simboliza el verdadero bautismo cristiano? Romanos 6:3-6

“¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte? Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva. Porque si fuimos plantados juntamente con él en la semejanza de su muerte, así también lo seremos en la de su resurrección; sabiendo esto, que nuestro viejo hombre fue crucificado juntamente con él, para que el cuerpo del pecado sea destruido, a fin de que no sirvamos más al pecado“. (Romanos 6:3 – 6)

 

 

Nuestro Señor  Jesús Nos Dejó El Ejemplo

 

Resulta significativo el principio enunciado por San Pedro cuando escribió en la Santa Biblia: “Porque también Cristo padeció por nosotros, dejándonos ejemplo, para que sigáis sus pisadas” (1 Pedro 2: 21). El mismo principio proclamó S. Pablo (1 Corintios 11: 1), y no podía ser de otro modo, pues Jesús dijo: “Porque ejemplo os he dado, para que como yo os he hecho, vosotros también hagáis” (Juan 13:15).

 

8. ¿Qué detalles del bautismo de Jesús demuestran que debe ser administrado a quienes lo piden y que debe ser por inmersión? Mateo 3:13-17

Entonces Jesús vino de Galilea a Juan al Jordán, para ser bautizado por él. Mas Juan se le oponía, diciendo: Yo necesito ser bautizado por ti, ¿y tú vienes a mí? Pero Jesús le respondió: Deja ahora, porque así conviene que cumplamos toda justicia. Entonces le dejó. Y Jesús, después que fue bautizado, subió luego del agua; y he aquí cielos le fueron abiertos, y vio al Espíritu de Dios que descendía como paloma, y venía sobre él. Y hubo una voz de los cielos, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia“. (Mateo 3:13-17)

 

a. Jesús le pidió a Juan el bautismo (Mateo 3: 13-15).

 

b. El lugar del bautismo fue  el rio Jordán.

 

c. Jesús fue sumergido en el agua.

” Y Jesús, después que fue bautizado, subió luego del agua”.

 

NOTA:

Después que fue bautizado (sumergido), subió luego del agua. Quiere decir que en el momento de ser bautizado estuvo debajo del agua. Este bautismo pedido por Jesús (una persona consciente) y que es practicado por inmersión, es el modelo rector que cuenta con el sello de la Santísima Trinidad. Dios el Padre lo aprobó, al decir: “Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia”. Dios el Hijo lo aprobó, pues le dijo a Juan que lo hacía como…. ejemplo, cumpliendo toda justicia. Dios el Espíritu Santo lo aprobó al descender como paloma sobre Jesús quien subía de las aguas. Hay otros casos citados en la S. Biblia que demuestran que en la época del S. apóstoles, los cristianos bautizaban como lo mandó Jesús. Por ejemplo, el caso del eunuco etíope (Hechos 8: 26-40)

 

El Bautismo Y La Vida Eterna

 

 

9. De acuerdo a la revelación hecha por Jesucristo, autor de nuestra salvación (Hebreos 5: 8, 9), Y aunque era Hijo, por lo que padeció aprendió la obediencia; y habiendo sido perfeccionado, vino a ser autor de eterna salvación para todos los que le obedecen“. (Hebreos 5:8,9)

¿Qué debe hacer el pecador si quiere ser salvo? Marcos 16:15, 16

Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado“. (Marcos 16:15,16)

 

NOTA:

El bautismo de creyentes es el que vale. Cuando los oyentes de S. Pedro le preguntaron que debían hacer, “Pedro les dijo: Arrepentíos, y bautícese cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de los pecados” (Hechos 2: 37, 38). Ese bautismo une al creyente con la iglesia que se prepara para entrar en la ciudad de Dios (Hechos 2: 41), y como parte del remanente fiel vive las normas de conducta cristiana (Hechos 2: 42; Romanos 6:17, 18, 22). En el estudio 17 vimos que las profecías bíblicas nos permiten identificar cuál es la iglesia verdadera.

 

10. ¿Qué pregunta honesta le ayudó a San Pablo a hacer la mejor decisión de su vida? Hechos 22: 16

Ahora, pues, ¿por qué te detienes? Levántate y bautízate, y lava tus pecados, invocando Su nombre“. (Hechos 22:16)

 

Mi Decisión:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *